Ultimas noticias:

Mexicano vende a sus dos hijos por 1.550 euros

Javier Covarrubias fue detenido por la policía mexicana en el estado de Hidalgo.

Es un mexicano de 20 años que ha sido acusado de entregar a sus dos hijos a una mujer para pagarle una deuda de 1.550 euros.

El padre había fingido el secuestro de sus hijos y la policía lo descubrió.

Después de venderlos, aseguró a varios medios de comunicación que lo habían atacado y herido en un céntrico barrio de Tepito - Ciudad de México, para secuestrar a sus hijos.

El 18 de mayo ponía la denuncia de la desaparición de los menores, por lo que la policía inició una investigación, descubriendo que Javier Covarrubias nunca había pasado por ese lugar ni por las calles donde había dicho que le habían quitado a sus hijos.

También descubrieron que las supuestas heridas que le causaron los secuestradores se las había hecho él mismo.

Después de que Javier denunciase el caso a los medios, los habitantes de Tepito bloquearon las carreteras y se enfrentaron con la policía en una protesta para exigir mayor seguridad.

Al final el padre confesó que había entregado a los niños a otra mujer con la que tenía una deuda, por lo que decidió darle a sus hijos "a manera de finiquito" y que la historia del secuestro la había inventado para que su mujer no lo descubriese.

No se sabe el paradero de los menores y la policía los sigue buscando.

Según los expertos, no es un hecho aislado, hace poco tiempo una mujer boliviana vendió a su bebé, que era una niña recién nacida, por 90 euros.

Este caso causó conmoción y repercusión a nivel internacional.

Según Save The Children, 1,2 millones de niños son vendidos cada año. Y esa cifra al parecer va creciendo, porque es un delito de bajo riesgo y grandes ganancias.

Los beneficios de estas ventas son de unos 25.000 millones de euros.

Muchos de los menores son vendidos o entregados a otras personas por sus propios padres, pensando que de esa manera vivirán mejor y tendrán un buen futuro.

.