Ultimas noticias:

Lori Berenson

La estadounidense Lori Berenson ha sido liberada hoy, después de pasar 15 años en prisión por su vínculo con el Movimiento Revolucionario Túpac Amaru (MRTA).

Lori nació en Nueva York en 1969 y en Perú la polémica siempre ha rodeado a su caso por su afiliación al MRTA. La mayoría de los peruanos la califican de terrorista.

Es hija de unos profesores universitarios, Mark y Rhoda Berenson. Lori abandonó sus estudios de Antropología en el Instituto Tecnológico de Massachusetts - EE.UU. en 1989 para viajar por Nicaragua, El Salvador y Panamá y en esos viajes supuestamente contactó con el MRTA.

Llegó a Lima en 1994 y el 30 de noviembre de 1995 era detenida a la salida del Congreso peruano, al que había accedido con credenciales falsas, haciéndose pasar por periodista en compañía de Nancy Gilvonio, esposa del cabecilla del MRTA Néstor Cerpa.

En su momento, la justicia peruana dijo que las dos mujeres pretendían observar los sistemas de seguridad del edificio y recabar información sobre los legisladores para después preparar un asalto al Parlamento.

Tan sólo un día después, la policía desmontaba un plan del MRTA para ocupar el Congreso, tomar a parlamentarios como rehenes y exigir su canje por los cabecillas presos del grupo.

Un tribunal militar la sentenció a cadena perpetua en 1996, pero ese fallo fue anulado en el año 2000, en cumplimiento de una resolución de la Corte Interamericana de Derechos Humanos (Corte IDH), que consideró que se violaron sus derechos cuando fue detenida y juzgada durante el régimen de Alberto Fujimori (1990-2000).

Tras un nuevo juicio civil, el 20 de junio de 2001, fue sentenciada a 20 años de prisión.

Lori se casó en la cárcel de Huacariz - Cajamarca, en octubre de 2003 con el abogado peruano Aníbal Apari, también condenado a 13 años de prisión por haber pertenecido al mismo grupo subversivo.

Tuvo un hijo varón en mayo de 2009 al que llamaron Salvador y lo crió en el penal de mujeres del distrito limeño de Chorrillos donde había sido trasladada poco antes de dar a luz.

Las autoridades peruanas le perdonaron una deuda de 30.000 euros el 17 de enero de 2006, que debía de pagar como reparación civil, en cumplimiento del fallo de la CorteIDH.

Todas estas resoluciones favorables a Lori Berenson fueron fruto de la activa defensa y alegatos de sus padres, que siempre han dicho que su hija no perteneció al MRTA y han promovido muchas campañas en su favor y por su liberación.

La americana también es apoyada en algunas páginas web de Internet como una "activista social" que es "prisionera política en Perú", que también defienden que "Lori Berenson cree firmemente en la necesidad de trabajar por un mundo mejor para todos, por un mundo en el que sean respetados los derechos fundamentales de todos".

Al ser detenidas, los analistas peruanos dijeron que su participación en el MRTA debía hacer meditar a su país sobre las causas que llevaron a esta joven culta y de familia respetable a vincularse con este grupo radical.

Aseguraron también, que Berenson ignoraba que el MRTA había dejado de ser una guerrilla convencional para convertirse en un grupo "terrorista" que competía en crueldad con "Sendero Luminoso".

Cuando fue presentada ante la prensa por la policía, Lori Berenson afirmó a gritos que el MRTA era un "movimiento revolucionario y no una banda terrorista", algo que fue determinante, a juicio de la prensa, para que los jueces militares la condenasen a cadena perpetua en vez de los 30 años de cárcel que había solicitado la fiscalía.

Revisaron su caso, Lori ha pasado estos últimos años con mucha discreción política, hasta tal punto que el Instituto Nacional Penitenciario consideró que ya estaba lista para volver a insertarse en la sociedad, opinión crucial para que hoy haya sido puesta en libertad.

Los peruanos están indignados, creen que la presencia de Lori los perturba, ya que el grupo al que pertenecía y por el que fue condenada, se ha llevado la vida de muchas personas por medio del terrorismo y mucho dinero de las arcas del Estado.



Lori Berenson (según la CVR) estuvo vinculada directa o indirectamente con la muerte de casi 70.000 peruanos, por lo que lógicamente los peruanos no la quieren como vecina y piden que al menos no viva tan cerca de ellos.

Los motivos son claros, Lori convive ahora con el familiar de una víctima del MRTA.

Esta macabra coincidencia ha juntado a víctima y verdugo aparentemente, porque la nueva inquilina Lori Berenson, le recuerda a Luciana Ríos (su tío fue rehen) lo que había sufrido su tío cuando fue secuestrado por el MRTA en la residencia del embajador de Japón.

Además, frente al edificio vive Marietta Rivero Guillén, cuyo padre, general Juan Rivero Lazo, lleva 9 años y 2 meses recluido en el penal de San Jorge sin sentencia, porque lo han acusado de pertenecer al grupo Colina, a lo que ella pide la libertad tanto para su padre como para el resto de militares que enfrentaron al terrorismo, algo que apoyan todos los vecinos de Miraflores.

.