Ultimas noticias:

No se dio cuenta de que tenía una bala en la cabeza

Tiene 35 años, es polaco y en la actualidad reside en Alemania.

Al parecer, recibió un disparo en medio de una borrachera y ni se enteró.

Después acudió a un centro sanitario porque pensaba que tenía un quiste y entonces fue la policía de Bochum (oeste del país), la que confirmó que era un proyectil del calibre 22 cuando los médicos sacaron la bala de su cuero cabelludo.

El hombre ha dicho en su declaración a la policía que durante la fiesta de año nuevo de 2005 en Herne, recibió un fuerte golpe en la cabeza.

Aquel día una bala se alojó en su cabeza sin alcanzar el cráneo.

También confesó que estaba "muy borracho" y por eso se le olvidó. Dijo que al despertar vio que tenía una herida, pero no consideró que fuera tan grave como para ir al médico.

Según la policía, puede ser que sea una bala perdida en medio de la celebración.

"Tal vez fue un disparo al aire que le acertó cuando la bala estaba de caída", dijo el portavoz de la policía.

.