Ultimas noticias:

Descubre que su hijo iba a ser vendido por Internet

En un portal de internet descubrió que su hijo iba a ser vendido.

Jenni Brennan se encontró en un portal de Internet de Londres las fotos de su hijo Jake. Por supuesto ella no había dado el consentimiento y el pequeño iba a ser subastado en la Red.

El niño, que todavía es un bebé de tan sólo siete meses estaba publicado en Craigslist, que es un sitio web de anuncios clasificados donde se vende de todo y el anuncio decía: "Un lindo bebé para su adopción. Está muy saludable y listo para ser adoptado".

El FBI está investigando el caso al considerar que esta adopción internacional es una estafa.

Jenni es trabajadora social y tiene 30 años, reside en Abington - Massachusetts - EEUU. Cree que la foto de su hijo fue sustraída de su blog familiar, donde tiene colgadas fotos de toda su familia, hijos y amigos.

Las investigaciones que se están realizando parecen confirmar que la banda de estafadores habían robado la foto para después utilizarla en extorsiones a parejas que quieren adoptar a niños, que están desesperadas y que finalmente recurren a cualquier vía, aunque sea ilegal.

Las personas interesadas tenían que contestar al anuncio y la madre de Jake lo hizo. Tenían que enviar un correo a una cuenta de yahoo y así hizo el contacto.

Debía de enviarles 200 dólares a una dirección en el Condado de Camero y así comenzar el proceso de adopción.

Recibió incluso información detallada sobre el niño , decían que había nacido en Canada y que estaba en un orfanato en la nación africana de Camerún.

Jenny y su marido Josh se pusieron entonces en contacto con la policía que derivó el caso al FBI.

A raíz de este desagradable suceso, Jenni ha puesto límites en su privacidad del blog.

"Nunca pensé que algo así ocurriría", dijo la madre. "Siempre he oído hablar de cosas como esta sucediendo. Pero nunca pensé que podría entrar en nuestro mundo".

"Nos sorprendió cuando descubrimos que estaba siendo ofrecido para su adopción en Londres."

"Sé que mi hijo está bien y que no iba a venir nadie a llevárselo de mi casa, pero sentía que su imagen se estaba violando", alegó Jenni, que añadió: "No queremos que esto ocurra a nadie más".

.